¿Por qué el papel antiguo es amarillo?

Libro antiguo

Sin duda alguna, pocas cosas tienen tanta magia como un libro viejo. Hojearlo suavemente, pasando con cuidado las páginas, acariciando y olfateando sus viejas páginas amarillas es un placer sin igual para muchos.

Una página amarilla puede encerrar mil y una historias, puede narrar los sucesos acaecidos a cada una de las personas por cuyas manos pasó ese ejemplar. Este curioso tono amarillento es el encanto de lo viejo, la esencia de lo entrañable pero… ¿a qué se debe que las hojas se tiñan así?… ¿Por qué el papel viejo se vuelve amarillo?

El “misterio” del color amarillo presente en manuscritos, libros y pergaminos se debe, esencialmente, a que la celulosa, uno de los principales componentes del papel, se oxida con mucha facilidad. Y aunque esto es algo que los científicos saben “ille tempore”, hasta ahora se ignoraba en qué parte precisa de esta molécula tenía lugar el cambio de color.

En un estudio publicado en la revista Physical Review Letters, se desvela de una vez por todas esta incógnita. La clave hay que buscarla  en las longitudes de onda emitidas por papeles antiguos y relacionarlas con las que provienen de papeles modernos envejecidos artificialmente.

Fue así cómo dieron con el cromóforo, esto es, la parte de la molécula de la celulosa responsable del color de la hoja. Así, estos investigadores llegaron a la conclusión de que el cromóforo es el aldehído, un grupo compuesto por un átomo de carbono que se une a uno de oxígeno mediante un enlace doble, y a otro de hidrógeno gracias a un enlace simple.

Muchos restauradores podrían servirse de las conclusiones desprendidas por el estudio para eliminar el color amarillento del papel (en caso de que realmente quisiesen hacerlo). Sin embargo, los científicos los instan a ser precavidos puesto que los productos químicos destinados a revertir la oxidación del cromóforo podrían causar daños sobre los objetos a restaurar.

Imprimir este artículo


1 comentario

Comments RSS

  1. ROKE dice:

    ME ENCANTA HACER MAGIA

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top