Dejar de fumar en rebajas

Tomates

Con el año nuevo llegan los nuevos propósitos: Dejar de fumar, abandonar el hábito de comerse las uñas, incluso adelgazar un poco después de estas fiestas. Todas estas propuestas son maravillosas pero si no van acompañadas de una intención real suelen ser una pérdida de tiempo. Otro de los problemas es que las vacaciones navideñas nos dejan el bolsillo bastante tocado, con los regalos, las rebajas y nos enfrentamos a la cuesta de enero con la cuenta en números rojos. Existen métodos baratos y naturales que nos ayudarán a conseguir nuestros propósitos siempre que seamos constantes y deseemos realmente lograr nuestros objetivos.

Si vamos a dejar de fumar hay muchas cosas que nos pueden ayudar. Lo primero que vamos a sentir es el síndrome de abstinencia los primeros días que podemos combatir con un cambio de hábitos. Una hora de ejercicio diario o de caminatas eliminará con más facilidad los tóxicos que acumulamos y reducirá esa sensación. La ingestión de zumos de frutas, comer ensaladas de verduras frescas y legumbres y reducir el consumo de alcohol y carnes (¿no has tenido suficiente con las navidades?) ayuda más de lo que parece. La ansiedad que nos produce la falta de nicotina puede ponernos de mal humor e incluso hacernos sentir decaídos. Para eso utilizaremos la siguiente receta:

Receta de Paté vitalizante

Ingredientes

  • 6 champiñones
  • ½ cebolla
  • Un chorro generoso de aceite de oliva
  • 1 cucharada de levadura de cerveza

Preparación

Triturar aproximadamente la misma cantidad de cebolla que de champiñones y rehogarlo todo en una sartén con el aceite. Añadirle levadura de cerveza para espesar. También puede utilizarse pan rallado.

Esto lo tomaremos untado en pan ( integral y sin sal a ser posible para evitar la retención de líquidos). El aporte extra de magnesio nos hará más agradable cumplir nuestras expectativas.

Receta de Gazpacho

Otro alimento que cumple esta función es el gazpacho, por su efecto depurativo, las pocas calorías que tiene y la sensación de saciedad que aporta:

Ingredientes

(para 4 personas)

  • ½ kg de tomates rojos
  • ½ vaso de aceite de oliva
  • 1 diente de ajo
  • 1 pepino mediano
  • ½ pimiento
  • ½ litro de agua
  • Miga de pan
  • Vinagre
  • Sal

Preparación

Se remoja la miga de pan hasta que esté tierna. En un recipiente se añaden los tomates (previamente pelados y troceados), el pimiento, el ajo (al que se le quita el germen para que no huela tanto), el pan, el aceite y vinagre y sal al gusto. Después se pasa por la batidora hasta obtener una mezcla homogénea y a continuación por el chino o un colador normal.

Le agregaremos por último agua fría progresivamente. La cantidad dependerá de lo denso que nos guste.

Con estos consejos matamos dos pájaros de un tiro, dejar de fumar y adelgazar un poco sin que el bolsillo se resienta demasiado. La constancia en estos casos da sus frutos de una manera espectacular, al poco tiempo notaremos cómo tenemos menos necesidad física de tabaco. Sin embargo el aspecto psicológico también es importante, ya que se trata de una dependencia. Para eso evitaremos los ritos cotidianos asociados al cigarrillo. Si tienes problemas para ir al baño con regularidad el aporte extra de fibra que haces con las verduras mejorará tu tránsito intestinal. Si después del café te gusta un cigarrillo y luego te pones en marcha es mejor que te levantes justo después del café y hagas algo que te de satisfacción, como ayudar a desayunar o tus hijos, mirar tu correo electrónico, leer el periódico o mirar el amanecer, que relaja y da energía. Pruébalo.

El dinero que ahorres con el tabaco debes guardarlo día a día. Si antes comprabas un paquete diario reserva ese dinero en una hucha y cuando te apetezca alguna tontería para ti no dudes en usar ese dinero. La revista que nunca compras, los pendientes que te han gustado, invitar a alguien al cine, viajar, todo vale si te produce satisfacción. Al menos durante los primeros meses funciona como un perfecto estimulante para seguir.

Si alguna vez te sorprendes a ti mismo con un cigarrillo en la mano te recomiendo que lo muerdas, así, como suena, mastica el tabaco y el sabor te hará desistir de tu intención. Y no te hará ningún mal.

Por último, si empiezas a notar que calmas tu ansiedad mordiéndote las uñas o ya tenías este hábito anteriormente hay un remedio casero, fácil y eficaz:

Frota un ajo o un chile en tus uñas y verás como no te apetece morderlas. Pero cuidado con los ojos, si te rascas puedes acabar llorando.

Print Friendly, PDF & Email

Tags:





1 comentario

  1. Zaiya dice:

    If infortaimon were soccer, this would be a goooooal!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top