Los diez deportes más extraños de Gran Bretaña

Criquet en la playa

Que no se me moleste nadie, pero… los británicos son un poco raritos en algunas cosas, ¿no?. Sobre todo en lo que a eventos deportivos se refiere. Nos hemos dado una vuelta por alguno de ellos y creemos que estamos en condiciones de poder daros a conocer los diez eventos deportivos más extraños de Gran Bretaña, por llamarlos de alguna manera decorosa.

1.- Campeonato del Mundo de Mentiras en Santon Bridge, finales de noviembre

Santon Bridge es una bella ciudad inglesa, en Cumbria. Allí, entre una pequeña iglesia y una alta montaña se decide quién es el mentiroso más grande del mundo. El primer premio es de 100.000 libras y una gran fuente de cerveza. Los participantes tienen entre dos y cinco minutos para lograr hacerles creer a un grupo de jueces que dicen la verdad sobre algo, cuando es mentira. El tema elegido tiene que tener interés local. ¿Suelen ganar los políticos de Santon Bridge?. Nunca se sabe…

2.- Campeonato del Mundo de Gestos Feos en Egremont, septiembre

Pues para que nos entendamos, lo contrario de Miss Mundo. Los participantes tienen que realizar muecas horribles y feas delante del jurado. Dicen que algunos se llegan a arrancar los dientes para conseguir la victoria, aunque esas medidas están ahora prohibidas, por si acaso. Hay un concurso también de niños.

3.- Campeonato del Mundo de Golf Loco en Hastings, finales de octubre

En Hastings, condado de Sussex, tiene lugar el campeonato de golf más rocambolesco del mundo. Aquí no tiene sitio Tiger Woods, por ejemplo. Los hoyos se mueven en las tres rondas de golf y mini golf que deben disputar los participantes. El premio final es de mil libras. El número máximo de golpes que se puede hacer es de siete, y el campo está lleno de hoyos. ¿Dónde meter la bola?…

4.- Carrera de Barriles en Westleton, agosto

Vamos a Westleton, condado de Suffolk, para asistir a esta carrera de barriles que se lleva disputando los últimos sesenta años. Las mujeres corren cuesta abajo una distancia de cincuenta metros. Pero claro, el barril no se lleva puesto, sino que se arrastra con un palo de roble. El barril debería seguir una trayectoria recta, ¿pero quién es capaz de ello?.

5.- Partido de críquet en la playa, Solent, agosto

Realmente el juego del críquet nunca ha de considerarse un deporte extraño, pero claro, si por designios de la naturaleza se juega sobre la marea baja de la playa, ya me diréis. Hay que jugar lo más rápido posible antes que suba la marea, por lo que se convierte en un juego un tanto rápido, y loco.

¿Queréis conocer cuáles son los otros cinco eventos británicos más extraños del mundo?. Estaros atentos que pronto os los descubriremos.

Foto Vía Dailymail

Print Friendly, PDF & Email

Tags: ,





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top