La rana más mortífera del mundo, la rana dardo

rana dardo

Parece mentira que una cosa tan pequeña pueda guardar uno de los venenos más mortíferos conocidos  por el hombre. Hablamos de la conocida como rana dardo. Científicamente tiene un nombre: Phyllobates terribilis. Su veneno tiene tal capacidad de destrucción que sólo una rana podría generar sustancia mortal para acabar con la vida de 20.000 ratones en un laboratorio.

Su hábitat natural son las húmedas selvas del Chocó y también es común observarla por la costa caribeña de Colombia. Puede llegar incluso a medir sólo 5 centímetros. Su intenso color amarillo con tonos dorados  metálico y sus discos, situados en los extremos de sus dedos, y que funcionan a modo de pequeñas ventosas para poder agarrarse a las hojas de las plantas, hacen de este pequeño ser un gran objeto de deseo para los laboratorios ya que está demostrado que muchos venenos pueden tener un gran valor terapéutico en el tratamiento de muchas enfermedades.

Su veneno, la batratoxina, es uno de los más potentes con los que cuenta el reino animal. Es cierto que otros animales también lo poseen pero, no es menos verdad, que es esta pequeña ranita la que lo tiene en unas dosis de concentración muy elevadas.

Es tal la capacidad de su poder mortífero que los indígenas de las selvas en las que se encuentra lo utilizan para impregnar las puntas de sus flechas y así conseguir acabar con las vidas de sus presas con una rapidez sorprendente.

Sin embargo hay que decir que como muchas especies, la vida de la Phyllibates terribilis corre un verdadero peligro de extinción ya que las selvas en las que habita se están deforestando a pasos agigantados y por ello sus morados, y entre ellos esta diminuta, pero única en su especie por su valor,  ésta rana dardo, también está viendo afectada su continuidad en el tiempo.

Foto vía: blogociologico

Print Friendly, PDF & Email

Tags:





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top