El Trebuchet, el arma medieval más demoledora

Trebuchet

El trebuchet, o Fundíbulo, fue el arma más demoledora que existió en las batallas medievales. En aquellas batallas se enfrentaban cuerpo a cuerpo ejércitos enteros, entremezclándose todos, unos con otros, mientras se repartían mandobles con aquellas inmensas espadas que nadie sabía ni como se podían levantar de lo que debían pesar… Y en los asedios a los antiguos castillos medievales no eran menos.

Aquí es donde entraba en juego el Trebuchet, el inmenso lanzapiedras que se usaba para derribar las fortalezas, con el mismo procedimiento que hoy día se usan las catapultas. Aquellos ingenios de guerra alcanzaban casi los 18 metros de altura y arrojaban objetos a una distancia de 275 metros.

Su uso se extendía no sólo a lanzar las piedras capaces de agujerear los muros de los castillos, sino que se llegaron a usar para lanzar las cabezas de los enemigos atrapados, animales muertos e incluso colmenas. Incluso durante una época de la Edad Media, se llegaron a usar para lanzar cadáveres de personas que habían muerto con la peste negra para infectar de ese modo a los que estaban dentro del castillo.

Maqueta de Trebuchet

El trebuchet más grande del que hay noticia es el que mandó construir Eduardo I de Inglaterra, quien lo usó en el asedio al castillo de Stirling, durante el transcurso de la rebelión escocesa de William Wallace (Braveheart). Aquel trebuchet o fundíbulo también fue conocido con el nombre de Warwolf.

Si quieres saber más sobre la Edad Media:

Curiosidades sobre las batallas medievales

Print Friendly, PDF & Email

Tags: ,





3 comentarios

Comments RSS

  1. puchesub dice:

    yo le boy a pedir a mis padres uno para reyes xD

  2. ramiro dice:

    muy buena tu informacion…

  3. pol dice:

    es mui chuli

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top